Quieres polarizar los cristales de tu auto, antes de hacerlo te recomendamos leer el reglamento de tránsito de la Ciudad de México o de la ciudad donde vives, ya que este prohíbe el uso de vidrios polarizados u oscurecidos. Los únicos que tienen prohibido utilizar este tipo de técnica son los vehículos de transporte público.





Si tu auto trae este tipo de tratamiento de agencia podrás utilizarlo sin ningún tipo de problema, solo debes acudir a la oficina de control vehicular para que te asignen una leyenda y no tengas problema para circular.

Antes de instalar cualquier tipo de polarizado checa que no rebase el porcentaje que el reglamento de tu estado indique. Por ejemplo, el Reglamento de la Ciudad de México dice que:

“Se prohíbe instalar o utilizar en vehículos motorizados, películas de control solar (polarizado) u oscurecimiento de vidrios laterales o traseros en un porcentaje mayor al 20%”.

Si por cuestiones médicas necesitas instalar una película polarizada deberás acreditar ante las autoridades las razones y respetar el nivel permitido.

Al querer instalar películas recuerda usar polarizados permitidos, como películas inteligentes que no sobrepasen del 50% de obscuridad o que permitan el 60 o 70% de luz visible. Siempre estarán prohibidos el polarizado de tono oscuro y polarizados del 5%.